Thursday, February 9, 2017

Se dan a conocer los libros nominados al Premio de Literatura en Español, Carmenluisa Pinto, 2016


Cuando la amistad y el quehacer literario se unen

 Por Margarita Polo

Los libros más destacados del 2016, fueron nominados por los miembros de la editorial Publicaciones Entre Líneas, para optar por el Premio de Literatura Carmenluisa Pinto, en los géneros de poesía, narrativa ficción y no ficción, junto a los textos dedicados a los niños y jóvenes. La selección se realizó durante una reunión donde el quehacer literario se une a una gran amistad entre los ejecutivos de la casa editorial, que, en el próximo 23 de abril, cumplirá un nuevo aniversario.
 
Mercedes Eleine González, Margarita Polo y Pedro Pablo Pérez Santiesteban

Como bien califica la poeta y escritora Mercedes Eleine González: “Una barca puede navegar bastante bien con un buen timonel, pero un gran buque no podría surcar las profundas aguas oceánicas, sin la mano firme de un gran capitán que sepa además conducir una buena tripulación” refiriéndose a la encomiable labor de Pedro Pablo Pérez Santiesteban, fundador y director de Entre Líneas y los ejecutivos que lo acompañan.
 

En la primera parte de la reunión se elaboró el plan de actividades de los próximos meses, con la programación de los libros que se presentarán en breve, tanto en la Librería Altamira, como el Auditorio del New Professions Technical Institute, cito en 4000 W Flagler St., ambos en Coral Gables.
 
Alfredo A. Ballester y Mercedes Eleine González

El evento más destacado en el primer semestre será la celebración del Día Internacional de la Poesía, dedicado al poeta, escritor y pintor, Vicente Raúl García Huerta, a celebrarse el domingo 26 de marzo, en la sede de Gigis Academy, en el 3800 West de la 12th Ave, en Hialeah. Donde se realizarán lecturas de poemas por un micrófono abierto, para que los poetas que así lo deseen, lean sus versos.


 
Los libros nominados para optar por el Premio de Literatura Carmenluisa Pinto, 2016, son: En el género de poesía seleccionaron de 12 obras de 22 publicadas:

 

El amor no es como lo pintan, es como se escribe, de Oscar Arenas.

Huellas de Corazón de Yoisy Carballo.

Claroscuro de Yadil Rodríguez.

Tierra de los sueños, de Manuel Velasco Fernández.

Hambre de naufragios, de Lilia Aurora Machado.

Soy de Isabel García Estopiñán.

Huellas de poeta, de Gloria Ortega (Bebé).

De amor y algo más de Miriam Cairo Guillén.

Paciencia de Alfredo Augusto Escobedo.

Plagios del corazón de Ésmerido Ávila Rodríguez.

Momentum de Rosa Lía De La Soledad.

La guajira cubana de Zenaida Hernández.

 

En el género de narrativa ficción fueron 12 los libros nominados de 20 libros publicados:

 

La escapada de Pablo García.

El isleño de Mario Miguel Rosales Junco.

Convergencia en el Ocaso de Hugo H. Blanco.

Monólogo de esclavos de Tomás David González.

Viaje de Ida de Carmen Teresa Leyva de Armas.

El club de brujas. Sexo y humor de Shona González.

Érase una vez de Orestes Pérez.

Almas cruzadas de Cynthia Hernández.

Viajando al sur para llegar al Norte de Miriam Cairo Guillén.

Ugua, la princesa de Kogul de Ernesto Ravelo.

Cuentos para no dormir de Rosario Solares.

Cuentos y relatos redondos y cuadrados de Rolando Lorié.

 

En narrativa no ficción resultaron nominadas 7obras, de 16 publicadas:

 

Todos somos uno de Kathy de Armas.

Cuba con los mismos bueyes de Arnoldo Fernández Verdecía.

El Jardín del silencio de Sonia Castro.

José Martí, maestro masón de Gustavo Pardo.

Ojos avellanas de Maritza Martínez Mejías.

Reflexiones de Carmen Martínez.

Cómo tata pa’ Tarafa de Belzaida Isabel Ochoa Pupo.

 

Mientras que en el género de literatura para niños y jóvenes se nominaron por los miembros de la Editorial Publicaciones Entre Líneas, 3 obras:

 

Te compro un cuento de Dignora Domínguez.

Tomás y el desván de María Josefa San Juan Estupiñán de Novas.

Mis vacaciones de sol y mar de María Josefa Reyes Hidalgo.

 

En su resumen, el director Pedro Pablo Pérez Santiesteban explicó que los autores galardonados en años anteriores con el Premio de Literatura Carmenluisa Pinto, no serían seleccionados otra vez, excepto que ese autor publicara un nuevo libro en una categoría diferente por la que recibió el premio o mención especial del jurado. Tampoco los libros escritos por los miembros ejecutivos de Publicaciones Entre Líneas. Reafirmó la firme disposición de este colectivo en pro del desarrollo literario en la ciudad de Miami, y agradeció a sus colaboradores: “Alfredo Ballester, Mercedes Eleine González y Margarita Polo Viamontes sin ustedes imposible seguir...”  así resulta cuando la amistad y el quehacer literario se unen.

 

Monday, January 30, 2017

Una gala inolvidable


Premios de Literatura en Español Carmenluisa Pinto, 2015.
(Video de fotografías, cortesía de Alfredo A. Ballester)

Las lloviznas y el frío, con temperaturas por debajo de lo usual en Miami, contrastaron con la lluvia de aplausos y la calidez de una gala inolvidable, en la librería Altamira de Coral Gables, donde se entregaron esta tarde del domingo 29 de enero de 2017, los Premios de Literatura en español, Carmenluisa Pinto del 2015, a los mejores libros publicados por la Editorial Entre Líneas.

 

En la programación muy bien elaborada y emotiva, se entregaron diplomas y trofeos a las obras premiadas en los géneros de Narrativa ficción, Narrativa no ficción, Poesía, y Literatura para jóvenes y niños. Otorgado por un jurado internacional, integrado por la reconocida poeta y escritora argentina, Cecilia Ortiz, la periodista y escritora venezolana, Susana Carvajal, y la escritora y poeta Mercedes Eleine González.

El evento sirvió también para galardonar con el Certificado Pluma de Plata, a los escritores que han publicado tres o más libros bajo el sello de la editorial. Y recordar con mucho amor la vida y obra de nuestra fraternal poetisa, escritora y músico Carmenluisa Pinto, quien laboró hasta sus últimos días en pro de la cultura y el arte, tanto en Cuba como en Miami, cuyo nombre engalana los premios anuales de Entre Líneas.

El director de la editorial, Pedro Pablo Pérez Santiesteban, poeta y periodista, expresó sus más caros sentimientos, sobre su también amiga Carmenluisa: “Su presencia se agiganta para ocupar uno de los más altos lugares de la literatura contemporánea. Para ella, cualquier estado de ánimo provoca el momento de la creación, escapándose de las fronteras y del convencionalismo. Surge como la ola que arrastra lo espontaneo, lo no esperado por la arena”.

Intercalados en el programa se hicieron lecturas de poemas de Carmenluisa, la más brillante actuación resultó la de Kathy de Armas, actriz, poeta y escritora, quien dramatizó con tal fuerza los versos, que estremeció al público premiándola con una cerrada ovación.

Las obras poéticas, resultaron mayoría con 17 nominados; le siguieron numéricamente el género de narrativa ficción con 11 textos; el de narrativa no ficción con 7 libros y en el género de Literatura para niños y jóvenes con 6 publicaciones finalistas.

El jurado determinó otorgar el premio en el género Narrativa no ficción, por su valor histórico, su dominio narrativo y original modo de contar, al libro Mi amigo Nicolás, de la escritora y poeta Margarita Polo. En el género de Literatura para niños y jóvenes, el premio recayó en Tonycuentacuentos, del autor José A. Pérez, por su valor didáctico y fluida manera de contar.

En el género Narrativa ficción, el jurado otorgó dos Menciones Especiales, la primera a Masaya una mujer y dos historias, del autor Roberto Ramírez Plata, importante libro, que narra la humillación, los sinsabores y el sufrimiento de los que emigran y llegan a un país diferente buscando mejores horizontes. La otra Mención Especial a Historias de medianoche, del autor Humberto Vega Ponce de León, por su calidad narrativa y variedad, donde el suspenso y el humor llegan a un término feliz.

Mientras que el premio en esta categoría, lo recibe La soledad siempre viene acompañada, del autor Rodolfo Torres, según el jurado abarca con amplitud las vicisitudes, el pensar, las costumbres y la cotidianidad del cubano de a pie. Historia narrada con la sabia manera de contar del autor, amena y llena de un criollismo que lo hace universal.

En la categoría de Poesía, el jurado otorgó dos Menciones especiales, la primera a Los maderos abandonados al mar, de la autora Lisette Torres Calderín, según la poetisa Cecilia Ortiz en su veredicto: por sus arriesgadas imágenes. Y la fuerza de lo escrito. Y la segunda a Bosque de vidrio, del autor Jesús Álvarez Pedraza, por su calidad poética indiscutible al recurrir a décimas, sonetos y verso libre para sorprender al núcleo de cada poema. Y nos presenta un paisaje variado de imágenes coloridas.

El poemario ganador resultó El ojo de la gaviota, del autor Félix Anesio, cautivando con sus imágenes y el manejo del lenguaje. El poeta ha rodeado ese núcleo que tienen los poemas, de un material desconocido, y ha logrado adentrarse y poseerlo de una manera única y poética.

El premio a Mejor libro del año entre los cuatro ganadores de los primeros lugares por categoría, resultó la obra La soledad siempre viene acompañada de Rodolfo Torres.

La Distinción Pluma de Plata, con tres o más libros en Publicaciones Entre Líneas, las entregó el poeta, escritor y director de editorial, Pedro Pablo Pérez Santiesteban. Los galardonados fueron Azucena Ordoñez Rodas, Arístides Vega Chapú, Dinorah Pérez Acosta, Gioconda Carralero Dominicis, Gloria Ortega (Bebé), Alfredo A. Ballester, Juanita Landaverde, Margarita Polo, Mercedes Eleine González, Rolando Lorié Rodríguez, Rodolfo Torres, Roberto Ramírez Plata, y Tomás David González.

También se entregó el Certificado del Gran Premio del III Concurso Internacional de Poesía: “La palabra de mi voz”, a la ganadora del certamen Yamicela Torres Santana, con su poemario: “En la otra orilla de la noche”.

La tarde además fue propicia para que el Centro UNESCO de Cultura de Puerto Rico, entregara un Diploma de Reconocimiento, a Estrella Fresnillo Díaz por su reconocida trayectoria en el mundo de las letras y de las artes, como periodista, escritora y poeta.

 

Como un regalo a los nominados, ganadores, y asistentes a la premiación efectuada en la librería Altamira, que con tanta amabilidad prestó su sala, la Editorial Publicaciones Entre Líneas, cerró la tarde con broche de oro, al presentar al excelente y reconocido saxofonista, Heriberto Borroto, cubano, residente miamense.

 

Un concierto delicioso que hizo olvidar las lloviznas y el frío, que recibirían todos al volver a las calles de Miami, este atardecer de enero, convirtiéndose la reunión literaria en una gala inolvidable.

Margarita Polo
Periodista

 

Tuesday, November 29, 2016

Las damas libres según Shona González


Por Omar Pérez Santiago

 


Mi querida amiga Sonia González me envío hace unos días una copia amarillenta de una vieja invitación a la presentación de su primera novela que ella publicó hace 27 años.

¡Cómo pasan los años! pensé. La presentación ocurrió hace 27 años.

Casi un tercio de siglo.

Efectivamente, hace 27 años presenté la primera novela de Shona González, titulada La generación perdida de Paz Rodríguez en Malmö, una ciudad, según recuerdo, una ciudad de un agresivo y helado viento que no suelta, una sureña ciudad de Suecia.

La novela trata sobre una joven muchacha chilena que luchó, amó, participaba de trabajos voluntarios, sufrió, viajó, conoció países y regiones de modo profundo.

Recuerdo haber escuchado entonces que alguien dijo que esa generación de Paz Rodríguez, cuando llegarían a ser abuelos, seguirían luchando y marchando con sus pancartas y letreros. Entonces me dio risa. Pero, así ha ocurrido, estas son las abuelas que salen a la calle y marchan por pensiones más justas o dignas.
 
Ahora viajo hasta Valparaíso para presentar su nueva novela, El Club de las Brujas. Sexo y humor,editada este año en Estados Unidos.

Esta novela El Club de las Brujas. Sexo y humor de Sonia González, trata sobre 4 amigas, Sofía, Paula, Teresa e Isabel, que fundaron El club de las brujas a los 16 años y prometen amistad “hasta que la muerte las separe”.

La novela empieza cuando van a enterrar a una de ellas, Isabel a los 65 años. Sus cenizas son tiradas al mar mientras escuchan Imagine de John Lennon, esa canción-himno de aquellos optimistas de un ideal de un mundo mejor. En ese mismo momento inicial de la novela las mujeres se enteran que Isabel ha dejado escrita un libro sobre historias de mujeres. Y ellas deciden juntarse a leer el libro y sus historias.

Así pues, la novela trata sobre historias de mujeres que viajan, pasean y aman en islas Griegas, en las playas de Varadero, de España o en la ciudad de Lima. Cuando empecé a leer la novela estaba terminando de leer el libro del filósofo alemán, WilhemSchimdt titulado Sosiego, el arte de envejecer. Sobre la ligereza del ser. El secreto de la felicidad.

Y sus recomendaciones para vivir la felicidad son prácticas:

1. Sonríe mucho

2. Relaciónate con amigos y amigas.

3. Desarrolla la vida sexual.

Dice Schimdt que todo consiste en cosas básicas:

Tomar café, pero un buen café.

O una copa de vino blanco, pero ojalá el mejor vino posible.

Viajar.

Recordar.

El placer del recuerdo, dejarse arrastrar por una canción de Carole King o de Phill Collins.

El placer de conversar, el placer de escribir.
 

De recordar, lo que significa mejorar el pasado a través de una reconstrucción más sabía de la vida, que sólo la da el paso del tiempo.

Y el placer del sexo sin ansiedad, sin miedos. Estas mujeres saben muy bien lo que les gusta y lo que les divierte en asuntos de cama.

Eso hacen estas mujeres en esta novela de Shona González, viven la vida plenamente. Tienen tiempo, tienen mucho tiempo.

La mayor revolución de la humanidad, desde hace casi un siglo, ha sido la revolución de la longevidad. Ahora la gente ha empezado a vivir muchos años más. Antes uno crecía, se casaba, tenía hijos y nietos y luego uno esperaba la muerte. Todo se acababa. Moríamos. Mayoritariamente vivíamos una sola vida.

Ahora las mujeres han empezado a vivir varias vidas.

Las mujeres después que son abuelas tienen como treinta años más, para vivir varias vidas plenamente. Sorprendente.

Después de cumplir sus tareas, tiene 30 años más para vivir, y la mayoría de las veces con claridad mental, con salud física y con sorprendente belleza.

Por eso es que la principal preocupación de estas mujeres no es la muerte.

No van a morir aún.

Su principal ansia es la necesidad de cuidarse para vivir 30 años más con calidad de vida, con plenitud.

“Mientras tenga salud y mi mente funcione”, como dice Sofía, uno de los personajes de esta novela.

Esas son las preocupaciones de estas señoras de la novela, vivir una linda vida, plena y sana. Por eso, estas señorasson gourmet, por eso les gusta tomar buen vino, y prefieren un ceviche peruano bien preparado. Quieren vivir una vida sana.

Y muchas de las preocupaciones de estas mujeres es la fragmentación terrible de la actual sociedad. No es sólo que los ricos van con los ricos, los pobres con los pobres, y los más o menos con otros más o menos.

Es la fragmentación etaria, donde los viejos van con los viejos y los jóvenes con los jóvenes y los de mediana edad con los de mediana edad. Me refiero a la falta de preocupación de sus hijas e hijos, muy preocupados de vivir sus propias vidas, de enfrentar la dureza de la vida actual, de llevar e ir a buscar a sus hijos al jardín y a la escuela, pues ellos ya no confían que el transporte público les traerá a sus hijos con vida. O son sus hijos e hijas apanicados por las enfermedades que les puedan atacar a sus hijos, pues la atención sanitaria pública es muy mala.

O la despreocupación de sus nietos y nietas, más agachados sobre sus iPhone, más preocupados de sus selfies y sus me gusta, me gusta del Facebook, que de saber realmente que piensa y que siente la abuela.

Desde esa primera novela de Paz Rodríguez hasta esta novela del Club de las brujas hay cosas muy en común. Son mujeres que han hecho sus vidas desde jóvenes sin temor a enfrentar los prejuicios, muchas veces enfrentadas a esas pesadillas, pues son mujeres libres, cuerdas, luchadoras, amorosas.
 
Hoy las llamadas mujeres Millenium, las que tienen menos de 30 años, según las estadísticas, son en su gran mayoría, en un 60 o 70 % , mujeres que están en el mundo laboral, tienen sus ingresos, no dependen de un hombre, son independientes y no se hacen problemas por eso.

Esas jóvenes mujeres Millenium de hoy, sin embargo, les deben mucho a las damas de este libro de El Club de la Brujas, pues son estas abuelas las que dieron la pelea por los derechos de las mujeres desde los años 60, cuando esas abuelas eran muy niñas.

Ahora hay aquí en la región, en Viña y en Valparaíso, nuevas editoriales, varias de ellas gestionadas por jóvenes mujeres Millenium. Y se me ocurre que no es mala idea reeditar estos libros, sobre el transcurso de las vidas de las mujeres. Para que se encuentre disponible, al menos, como un aporte en contra de la fragmentación etaria que vivimos. Como un aporte a la literatura femenina. Para que las nuevas generaciones, las nietas de estas abuelas, reconozcan y aprendan y se sientan más orgullosas de su pasado.

Desde Paz Rodríguez, la chica de la primera novela de Shona González, hasta las damas de El Club de las brujas, trata de mujeres que fueron capaces de enfrentar los dogmas y las murallas.

No soy experto en literatura fémina. Pero sé que la literatura femenina no tiene muchos años en Chile. Algunos dicen que Mercedes Valdivieso y su novela La Brecha publicada por Zig-Zag en 1961, es la primera novela feminista en Latinoamérica. Se trata de una mujer que decide separarse. El asunto más escandaloso para los hombres de entonces, no fue que la protagonista de la novela desease separarse. El principal problema es que es esa mujer no sufría por eso. Encontraba un liberación separarse.

Y ya en esta novela de Shonia González las mujeres no tienen complejos, viajan, aman y recuerdan. Estas damas son libres y están dispuestas a hacer lo que les gusta por treinta años más.

 

Sunday, November 20, 2016

Exitosas ventas de Publicaciones Entre Líneas en la Feria Internacional del Libro de Miami, 2016…


Llega a su fin la Feria Internacional del libro de Miami, 2016. Acompañado de un excelente clima se desarrolló el “Street Fair” los días 18, 19 y 20 del mes de noviembre.
Para Publicaciones Entre Líneas resultó un éxito rotundo al superar las ventas de la Feria de 2015, pero ante todo, por el clima de fraternidad que se desarrolló entre todos los escritores que visitaron nuestro stand durante esos tres días, y por supuesto, por el apoyo del público que asistió a comprar nuestros libros.

Al colectivo de nuestra casa editorial, solo nos queda dar con signos de admiración y en mayúsculas las ¡GRACIAS! a todos los que hicieron posible el éxito de este magno evento literario…

Los títulos de nuestros autores que se vendieron este año en nuestro stand, fueron:

Alejandro Dumas. Sus colecciones bibliográficas, Manuel Galguera.

Cascada de amor para ti, Minerva Álvarez.

Claroscuro, Yadil Rodríguez.

Claudia, Gioconda Carralero Dominicis.

Cuentos para no dormir, Rosario Solares.

De amor y algo más, Miriam Cairo-Guillén.

Dolores. Mujer y Leyenda, Margarita Polo.

El amor no es como lo pintan, es como se escribe, Oscar Arenas.

El isleño, Mario Miguel Rosales Junco.

El club de brujas. Sexo y humor, Shona González.

Érase una vez, Orestes Pérez.

El mágico viaje de Anita, Mercedes Eleine González.

Ernest Hemingway y los muchachos del barrio, Alfredo A. Ballester.

José Martí. Maestro Mazón, Gustavo Pardo.

Los vientos del sur, Pedro Pablo Pérez Santiesteban.

La virginidad de los recuerdos, Pedro Pablo Pérez Santiesteban.

La guajira cubana, Zenaida Victoria Hernández.

La sangre llama (2da edición), Rolando Lorié.

Mis vacaciones de sol y mar, María Josefa Reyes Hidalgo.

Memorias de Abecedario (2da edición), Alfredo A. Ballester.

Tonycuentacuentos 2, José A. Pérez.

Todos somos uno, Katty de Armas.

Un bolero con la mujer que amo, Jorge Agustín Rodríguez.

Viaje de ida, Carmen Teresa Leiva de Armas.

Viajando al sur buscando el norte, Miriam Cairo-Guillén.

 

Felicitamos a todos los autores y en especial a Mercedes Eleine González, por su libro El mágico viaje de Anita, al resultar el libro más vendido.

 

Friday, August 26, 2016

Ganadores del III Concurso Internacional de Poesía «La palabra de mi voz»



La casa editorial Publicaciones Entre Líneas da a conocer a través de Lilia Aurora Machado, presidenta del jurado de la 3ra edición del Concurso Internacional de Poesía «La palabra de mi voz», los resultados finales del mismo:

De alrededor de 120 poemarios participantes, 28 fueron seleccionados como finalistas, los cuales se dieron a conocer en días pasados. De ellos, resultaron ganadores de «Menciones» las siguientes obras:

Obra 059, “Lo que no se sabe”: Fernando Chelle, Colombia.

Obra 063, “Cuarenta”: Isidro José Martínez Rodríguez, España.

Obra 064, “Permeables”: Roberto Bragado Campano, España.

Obra 099, “Volver de la utopía”: Alexander Aguilar López, Granma, Cuba.

Obra 106, “Cuaderno de soledumbre”: José Antonio Landa Rosas. México.

Obra 107, “Transeúntes de la noche”: Jorge Canales, San Salvador, El Salvador.

Obtienen el cuadro de «Lugares», las obras:

Primer Lugar: Obra 009, “La libertad de los girasoles”: Boris Rozas, Buenos Aires (Argentina).

Segundo Lugar: Obra 101, “Líneas de fuga”: Elizabeth Reinosa Aliaga, La Habana. Cuba.

Tercer Lugar: Obra 033, “Libre verso, libre”: Pavel Emilio Alling Peña, Cuba reside en Ecuador.

El poemario ganador del GRAN PREMIO, que consistente en su publicación, recayó en la obra 004, “En la otra orilla de la noche”: Yamicela Torres Santana, Quemado de Güines, Cuba. Reside en Estados Unidos.

«Fue un trabajo arduo y de muchas horas —comenta Lilia Aurora—, la calidad de las obras presentadas a concurso, en su gran mayoría fue excelente, por ello hubo que realizar una minuciosa selección. Felicidades a los finalistas y ganadores» —apuntó Lilia, al entregar los resultados a la casa editorial.

Los ganadores de Menciones y Premios, así como los finalistas, recibirán un certificado acreditativo por parte de la casa editorial Publicaciones Entre Líneas.

Pedro Pablo Pérez Santiesteban
Publicaciones Entre Líneas

 

Wednesday, July 13, 2016

Ya la rastra salió…




Por Pedro Pablo Pérez Santiesteban

El pasado domingo 10 de julio, asistí a la función de la obra teatral “El rastrero”, obra que tuve el privilegio de conocer desde su embrión, cuando fue publicada a modo de cuento en el libro El peso de una vida, editado por la casa editorial que dirijo: Publicaciones Entre Líneas. La autora de este libro, la poeta y escritora de origen cubano, Teresa Cifuentes Plá, ha llevado a escena tres de las historias del mismo, una a manera de monólogo: “El final de la oruga”, y dos como obras teatrales: “Piel de cocodrilo” y “El rastrero”. En las tres oportunidades la literatura de Cifuentes ha tenido la puesta en escena y dirección teatral de la actriz Ivette Kellems.

De “El final de la oruga” y “Piel de cocodrilo”, he comentado en el momento que hemos disfrutado de ambas, cuando estuvieron en cartelera. Ahora dedico este pequeño artículo a “El rastrero”. Pudiera adentrarme en los detalles que a mi juicio favorecieron o quitaron esplendor a la obra, pero como no soy crítico, solo opinaré de manera general en tres aspectos:

Obra: Bien lograda, buen hilo conductor, con textos de alto calibre literario donde la poesía se adueña de la palabra, algo a lo que ya nos tiene acostumbrado Cifuentes. Hago énfasis en los excelentes monólogos que los personajes tienen en el trayecto de la trama. (Monólogos escritos especialmente por Teresa, para la obra).

Actuaciones: En sentido general muy buenas, destacándose las de Arcadio (Eduardo Rico), Hechicera (Sandra Coronel), Grafila/ Micaela (Lina Echeverri) y con estrella dorada para Rommel (Steven Salgado) personaje que convence desde el principio con un desdoblamiento actoral de aplausos.

Puesta en escena y dirección: Acertada, con elementos vanguardistas que edulcoran al teatro moderno. Una visión de Kellems, de trama y personajes muy peculiar, mostrando un elemento de plasticidad al mantener a dos actores en escena (El viejo del báculo/ Bernardo Bernal y a Letanías/Diana Restrepo) todo el tiempo, sin embargo, esto último se hubiera podido lograr con éxito, si el local donde se presenta la obra tuviera las condiciones para ello. En mi opinión es este detalle (el local),  el que le quita el brillo que hubiera tenido bajo otras condiciones. De igual manera sucede con la proyección audio visual.

No obstante, felicito al colectivo de esta obra, por el tesón y voluntad que tienen al asumir los retos, e invito al público a que los acompañe este sábado 16 a las 8 y 30 P.M.,  y el domingo 17, a las 6: 00 P. M. (RIFT Blackbox Theater/Miami Dance Studio. 222 NE 25th ST. Wynwood, FL 33137

El rastrero salió veloz de las páginas de El peso de una vida, y tomó carretera para contar una historia que lleva como mensaje final y principal, un llamado a los padres. Una reflexión de cómo influye el comportamiento de ellos sobre sus hijos, sobre todo en esa etapa, donde el niño puede ser el resultado de lo que ve y de lo que escucha…

Al menos, ya la rastra salió rumbo a “Malas Pulgas”.

Tuesday, May 17, 2016

Realizar un sueño es solo posible...

Por Margarita Polo



Cuando la gratitud es absoluta las palabras sobran — afirma una frase popular, sin embargo es imprescindible darle las gracias a la Fundación Somos Inc., la familia Díaz que la fundó y en especial al corazón de la misma: Cecilia Díaz, quien hizo la invitación a nuestra editorial Publicaciones Entre Líneas para sumarnos a su sueño, con el cual pretende que la Literatura en español no se pierda en una tierra eminentemente anglófona.

La Editorial aceptó porque sabemos por experiencia, que realizar un sueño es posible y quedó demostrado durante el reciente Primer Concurso Literario Internacional, convocado por esta institución, sin fines de lucro, clausurado este domingo con un evento de premiaciones lleno de glamour. El evento dominical resultó el broche de oro al comienzo de un camino difícil pero seguro, donde cientos de escritores de habla hispana internacionales, encontrarán su lugar en las letras.
 
 
Cecilia Díaz convocó a algunos de los miembros de la casa editorial, para ser parte del jurado, y llegaron a nuestras manos,  al comienzo unos cuantos poemas libres, cuentos cortos con el tema de los abuelos y relatos breves sobre la violencia familiar. Sin embargo, antes del cierre del certamen la suma resultó de cientos de textos de cada género. Tuvimos mucho trabajo en la selección, pues no sólo era una cantidad considerable, sino una calidad impresionante, donde hubo que escoger el mejor de lo mejor.

La noche de gala del certamen este domingo 16 de mayo, resultó un evento espectacular, por su delicada y amorosa concepción por parte de la Fundación Somos y sus miembros; pero también y sobre todo, por los resultados obtenidos en este Primer Concurso Literario Internacional, en el cual participaron cientos de escritores mayores de 21 años residentes en infinidad de países, aunque parte de ellos les fue imposible viajar a buscar su galardón por la lejanía, se afirmó una vez más que a todos se les enviará de inmediato por correo.

El jurado dio a conocer esta noche de gala, que otorgó tres lugares por cada género del certamen, y varias menciones especiales. Cada uno tiene su bello trofeo que lo acredita como ganador del concurso, además de publicarse las obras ganadoras y algunas seleccionadas por su calidad en una Antología bajo el sello de la Editorial Entre Líneas, de la cual cada ganador obtendrá un ejemplar gratis.

El resto de los libros se pondrán a la venta para recaudar fondos, que utilizará la Fundación en beneficio de la cultura. La otra parte de los libros se donarán a las bibliotecas escolares, como el mejor vehículo difusor del español en este país y como una buena fórmula para que se conozca la obra de los autores premiados.

Esta Antología, con que también se celebra el V Aniversario de la Fundación Somos estará presente en el stand de Publicaciones Entre Líneas en la próxima Feria Internacional del Libro de Miami. El certamen tendrá frecuencia anual y sus bases se ofrecerán próximamente para estimular la participación de los noveles escritores. 

En este breve descanso de un concurso a otro, deseamos que nuestro agradecimiento a la Fundación Somos, por su aporte a la Literatura hispana, llegué con la certeza de cumplirse nuestra divisa: “Realizar un sueño es solo posible, cuando la decisión se toma…”